>> Inicio | Teléfono 957 541 953 | C/Antonio de la Barrera, 10 - 14800 Priego de Córdoba | Mapa del portal | Subscripción RSSSubscripción RSS al Ayuntamiento de Lucena
 
 
Recomienda este artículo a tus amigos
14 de enero de 2018 | Pelagio Forcada Serrano

ANANKAION - Semblanza de los Príncipes de Catalonia I

Antaño los personajes dedicados a la política solían ser hombres que lo hacían de forma altruista, aunque a veces la imposición del cargo, más una lata que un placer, proporcionara ventajas a los caciques gobernantes. Siempre fue tan difícil ser buen político como ser persona de moral íntegra. La historia tampoco ha sido buena maestra de ediles, que más que servir, se sirven del estado democrático y persiguen intereses espúreos hasta llegar a traicionar al pueblo que los votó.

Quizás demasiados regentes de hogaño carecen de ética, arengan con monsergas demagógicas engañabobos, y su ambición de dominio los endiosa como seres superiores por encima de la ley, situándose sin vértigo ni pudor entre la cumbre y el precipicio. Necesario sería para evitarlo, que piensen y distingan lo que se debe y lo que no se puede hacer, que sepan leer y escribir, que hoy en día no es poco, para que indignos y necios sin respeto a la convivencia no puedan mandar en papá Estado.

Observemos el declive agónico que ha sufrido la clase política catalana en su viaje hacia el independentismo. Si la mujer del César no sólo tiene que ser decente sino parecerlo, imagínense la evolución de sus regidores en formación y en imagen. Patético.

El honorable Tarradellas, republicano y catalanista no independentista, predijo en 1981 durante su mandato, la ruptura de vínculos que habría entre el Gobierno Autónomo y el del Estado. Criticó a Pujol al despreciar a los demás por sus ideas y por mandar con orgullo y frivolidad, pecado capital de las autoridades.

Pronto vendrá quien bueno te hará. Jordi Pujol, partícipe  de las protestas antifranquistas en 1960, fundador de Convergencia Democrática de Cataluña ( C.D.C. ) en 1974, fue presidente de la Generalidad 23 años; malo no, peor. Aquél ínclito médico, planeador celestial de leyes terrenales y desconocedor (qué risa), de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF), tras confesar la ocultación de mucho dinero en Andorra, fue denunciado por Manos Limpias por supuestos delitos de cohecho, tráfico de influencias, delito fiscal, blanqueo de capitales, prevaricación, malversación y falsedad documental.

Ayudado por su prole, puede haber evadido de tres a cinco millones de euros. Está acusado él y/o sus hijos en los casos judiciales de Banca Catalana, I.T.V., y  caso 3 % por cobro de comisiones a empresarios, extorsionados y atracados por  C.D.C. hasta en un 20%  que tenían que añadir a la factura, si querían trabajar para las instituciones.

El poder corrompe, y más el dinero devengado sin esfuerzo; el excesivo tiempo mandando induce a la búsqueda de subterfugios para enriquecerse a costa del erario público.

A Don Jordi lo sustituyó Pascual Maragall, nieto del poeta Juan Maragall, Licenciado en Económicas y Derecho, Doctor Honoris Causa, y actor protagonista de la vida política desde el 1961; concejal en el 78, alcalde de Barcelona entre el 82 y el 97, candidato a presidente autonómico en el 99, aunque siguió gobernando Pujol con los votos del PP, y finalmente presidente entre 2003 y 2006 con los votos de su partido el PSOE, E.R. e I.U. Por primera vez CIU era desalojado del poder en Cataluña, consolidándose un gobierno de izquierdas, que relegó al PP a la marginación política mediante el llamado cordón sanitario, con la  bochornosa firma Pacto del Tinell.

Maragall abandonó en 2007 el PSOE, al considerar un grave error que Bono y Guerra encumbraran al nefasto Zapatero como Secretario General del partido, y luego inquilino de la Moncloa.

Y qué decir del sucesor. El bachiller Montilla figuró durante mucho tiempo en su currículum como abogado y economista, estudios que nunca terminó, si bien no  le impidieron hacer un carrerón político. Nacido en Iznájar (Córdoba), y por tanto charnego total, ha llegado nuestro bachiller a ser alcalde de Cornellá entre 1985 y 2004, ministro de Zapatero y presidente de la Generalidad entre 2006 y 2010. En 2010 con la debacle del PSOE en Cataluña, renunció al acta de diputado y dejó la secretaría del PSC, pero en 2011, para premiar sus méritos fue propuesto para senador, cargo que sigue ostentando.

Desde los 26 años y tiene 62, vive de succionar el chupete estatal. Debería prohibirse por ley, que un político ocupe cargos públicos más de ocho años,  para evitar que coma y beba  toda su vida “a barba regá”.

 

 

Comentarios

No existen comentarios para esta publicación
Deja un comentario

<< Volver a Opinión
Actualidad

Ya está a la venta el ADARVE nº 1006, correspondiente al 15 de Abril de 2018

Ya está a la venta en los quioscos y librerías de costumbre el ADARVE número 1006 , correspondiente al 15 de Abril de 2018 &n...
banner gomeoliva

Localizador

C. Municipales C. Culturales
Monumentos Policía
C. Educativos Areas Verdes
Servicios C. Deportivos


 
© Periódico Adarve | Tfno: 957 541 953 | C/Antonio de la Barrera, 10 - 14800 Priego de Córdoba | Diseña y desarrolla Xperimenta